Sedes de la Comparsa

Compartir

 

Los orígenes de la comparsa pasan por una tertulia en el Casino Eldense, una vez pasadas las fiestas de 1946 en el mes de enero, donde surgió la idea de fundar la comparsa cuya constitución tuvo lugar en ese mismo lugar el día 1 de febrero siguiente. Los ensayos de los miembros de la nueva comparsa, de cara a su participación en las fiestas de mayo, tienen lugar en la sala de baile “La Playa” a donde acuden los musulmanes dirigidos por los mismísimos Moros Nuevos de Villena con el acompañamiento de la banda Santa Cecilia. Los primeros años de la comparsa, debido al reducido número de festeros, los aperitivos se realizaban en sus propios domicilios acudiendo allí donde cada festero preparaba el convite. Las reuniones de la comparsa se llevaban a cabo en el Bar Mañas de la calle Jardines, que pertenecía a uno de sus fundadores, Vicente Mañas Uñac, donde además se colocaban las barbas para los desfiles.

En los años 60 del siglo pasado la Capitanía de fiestas se monta en un local de la calle Cura Abad, propiedad del socio Francisco Buendía que lo cede generosamente, utilizando la propia calle para los desfiles informales posteriores a los tradicionales aperitivos.

En el año 1974 se consigue en alquiler un local más grande para poder albergar a un mayor número de festeros en los bajos de un edificio de la calle Infantes de nuestra ciudad. Las reuniones siguen celebrándose en bares como “El Mañas” y las asambleas en distintos lugares como el salón de actos de la Casa Sindical o La Playa.  Pero a los pocos años se cambia de nuevo de Capitanía  pasando a un local más amplio situado en la entonces calle General Monasterio (hoy Pablo Iglesias), antigua “fabrica de la almendra” propiedad del fundador de la comparsa, ya fallecido, don Alfredo Mira. Este local más amplio que todos los anteriores, y una vez remozado, permite celebrar actos festeros de diversa índole, como presentaciones de nuestros cargos, entrega de premios a las escuadras, asambleas generales e incluso verbenas los sábados por la noche.

Desde entonces en el seno de la directiva empieza a tomar forma la idea de adquirir un local que sirva de sede social de la comparsa, donde celebrar reuniones de trabajo y asambleas, de Capitanía los días de fiestas así como de archivo y oficina para el equipo de secretaría y tesorería. En el año 1997 la Capitanía vuelve a cambiar de ubicación. Ahora se ha trasladado a la antigua fábrica de zapatos de “Calzados Proa” en la calle Cervantes, frente al Colegio Padre Manjón. Las reuniones de la Junta Directiva se celebran en los salones de la Peña Jardín Castelar. El archivo y material de oficina están en un local propiedad del festero Jaime Bellot en la calle Victoria (hoy La Paz) y la secretaría prácticamente es la tienda  de “Pepito” (José Mª Gil Feernández).

En el otoño de 1983 comienzan las primeras  gestiones para dotar de un local social propio a nuestra comparsa. Gestiones que culminan con la adquisición de una nave situada en el número 20 de la calle Maximiliano García Soriano. Una vez realizados los trámites de compra oportunos, y comprometiendo a cierta cantidad de socios para aportar una cantidad en concepto de préstamo, y así pagar -prácticamente al contado- el importe del valor de este local, se iniciaba una etapa  patrimonial novedosa para esta comparsa.  

Ya en la Fiesta de 1984 cuando se realizaba la apertura de la llamada Capitanía, con la presencia del capitán y abanderada, Manuel y Ana Isabel Amante Llopis y los infantiles Javier Sellés Pérez  y Sonia Roda Pérez, destacando la asistencia de Antonio García Miralles, a la sazón presidente de las Cortes Valencianas,  el Presidente de la Diputación provincial Antonio Fernández Valenzuela y Roberto García Blanes, alcalde de nuestra ciudad.

En octubre de 1990 la Asamblea general dio el visto bueno a la remodelación total de nuestra Capitanía, y en el mes de enero del año del año siguiente, después de pasada la Media Fiesta, se iniciaron las obras. El 17 de mayo de 1991 la remodelación de Capitanía estaba ya lista, y fue el día 25 de ese mismo mes cuando se realizó la inauguración oficial. A las 12 del mediodía la Sociedad Musical Virgen del Remedio de Petrer iniciaba el pasacalle desde el domicilio de la abanderada y capitán,  Mª Carmen y Carlos Lázaro González, acompañados de los infantiles Pablo Amat Mira y Paola Cerdá Sánchez, hasta nuestro flamante local social. Una vez allí la abanderada, en presencia de nuestro Alcalde, Roberto García Blanes, presidente de Junta Central, Juan Martínez Calvo y el presidente de nuestra comparsa, José Blanes Peinado, cortó la cinta que daba acceso a la remozda Capitanía a los sones de Elda Musulmana. Las instalaciones fueron bendecidas por el sacerdote eldense don José Lorenzo Ballester, debiendo  destacar  entre el numeroso público asistente a Jenaro Vera Navarro, presidente de honor de Junta Central, una representación de los Moros Nuevos de Villena, miembros del Consejo Asesor de la comparsa,  fundadores y veteranos y, como no, todos aquellos musulmanes que recibían con ilusión un patrimonio propio y punto de encuentro de nuestras inquietudes festeras. Una placa en nuestro local social  recuerda estas fechas tan significativas en el inicio y desarrollo de la vida de Capitanía.

Curiosamente en estos últimos años la directiva, con buen criterio, ha decidido celebrar los aperitivos de fiestas en los jardines del Casino Eldense con el fin de que pueda acudir un mayor número de festeros, volviendo así de alguna manera a los orígenes de la comparsa que nació precisamente en los salones de esta sociedad.

         
  

          

          

          

          

          

                       

                             

Compartir